Historia/Mission

Historia y Misión de Vivienda de Long Beach

 

En 2002, con el crecimiento de la población y los recursos, un grupo de residents preocupados de Long Beach y defensores se reunieron para responder a la crisis de vivienda en nuestra ciudad. Con el 58% de los residentes e inquilinos de Long Beach, y tres cuartas partes de la vivienda son de más de 30 años de antiguas y estan en condiciones de deterioro, las familias trabajadoras en Long Beach necesita lugares seguros y asequibles para vivir.  La coalición continuó organizando y defendiendo la vivienda equitativa, y en 2009 la Vivienda de Long Beach se convirtió en una junta directiva y de personal, e incorporado en 2011.

Los retos de Long Beach no son únicos, con la incresividad de la población diversa que no es equitativamente representada por aquellos en el poder, muchas voces se pasan por alto en el processo politico de toma de decisions.  HLB utiliza métodos tradicionales de organización comunitaria y estrategias para empoderar a aquellos más cercanos a las cuestiones de participar publicamente en la toma de decisions y da forma a la politica impactando vidas.

Vivienda de Long Beach es la única conocedora de las necesidades de los residentes de Long Beach que trabajan para mejorar, preservar y aumentar la oferta de viviendas asequibles para el bienestar de los residentes de Long Beach, a través de la organización comunitaria, trabaja de política y el cambio de sistemas.

Nuestra visión es un Long Beach, dónde todos los residents viven en una vivienda asequible, de calidad, saludable, y comunidades empoderadas donde oficiales del gobierno sean responsables de las necesidades sociales y economícas de todos los residents.

Nuestro trabajo en vivienda esta enfocada en tres areas principals: la promulgación de impacto a largo plazo de la politica del desarollo de vivienda para los años que vienen (Elemento de Vivienda y proyectos grandes del desarollo); Respondiendo a los problemas imediatos de los residentes (ej. reformar el enforcamiento de códigos); y la construcción de una infraestructura que permita que los residentes pueden participar significativamente y construir el poder necesario para ser cambios a sus comunidades (política para el acceso de lenguage  y la participación cívica / electoral).